Arte, Arte Emergente

5 mujeres que la están rompiendo en el arte

Es muy normal que si le pides a cualquier persona nombrar 5 artistas seguramente mencione personajes como Dalí, Van Gogh, Picasso, Monet, Da Vinci o alguno de los grandes del arte europeo, pero pídele a esa misma persona que te nombre 5 mujeres artistas latinoamericanas, ¿sería así de fácil? A lo largo de la historia del arte se sabe que el espacio para las grandes artistas ha sido mínimo en una historia muchas veces contada por hombres y en especial en una cultura como la latinoamericana gobernada muchas veces por el machismo. Hoy queremos celebrar a esas mujeres chingonas que le apostaron a dejar huella en el arte latinoamericano, que no les dio miedo apostarle a su pasión y que hoy se merecen así como esos grandes europeos, un puestazo en los libros de historia del arte.

Doris Salcedo, Colombia

Escultora bogotana nacida en 1958, sus trabajos la han llevado a exponer en el Tate Modern de Londres, El museo Guggenheim de Nueva York, en el Palacio de Cristal entre otros muchos otros reconocidos lugares dignos de los grandes. Salcedo crea esculturas e instalaciones siempre bajo temáticas asociadas a la historia colombiana, Latinoamericana y mundial, temáticas que denuncian la violencia, el trauma, el racismo y el colonialismo por medio de objetos de la cotidianidad como muebles, ropa, concreto, flores o pañuelos.

Liliana Porter, Argentina

Esta artista argentina combina por medio de su trabajo una variedad muy amplia de técnicas como la fotografía, pintura, dibujo, video, teatro y arte público y todo esto por medio de un hilo conductor común, los objetos en miniatura de iconos pop y kitsch los cuales utiliza para contar historias visuales que va entre lo mágico, lo inquietante y lo fantástico. Porter menciona que una de sus grandes influencias es René Magritte y no ha de extrañarnos por su humor irónico y sus toques de surrealismo. Esta gran artista ha logrado exponer en más de 35 países y más de 450 exhibiciones colectivas.

Elba Bairon, Bolivia

Aunque Elba nació en La Paz luego vivió muchísimos años en Uruguay y finalmente se radicó en Buenos Aires es por eso que se podría decir que su vena latinoamericana tiene un poquito de estos 3 países no solo en su forma de ver el mundo y hacer arte en un continente donde el ruido predomina. Su obra principalmente busca estimular el sentido de la vista, del tacto y el oído por medio de la pureza de las formas y la simplicidad de las líneas. Sus instalaciones obligan un silencio absoluto pues busca que cada espectador se pierda en las formas creadas con pasta de papel, una técnica bastante sorprendente. Ha participado desde los años 80 en exposiciones individuales y colectivas, ha ganado distintos premios nacionales e internacionales y es reconocida como una de las grandes figuras de la escultura latinoamericana.

Ana Mendieta, Cuba

La historia de Ana lastimosamente fue muy corta, pero nos dejó grandes aportes para el arte contemporáneo latinoamericano. Artista, escultura, pintora y video artista cubana-norteamericana se caracterizó por utilizar la tierra y el cuerpo como un espacio para abordar temáticas difíciles como el desplazamiento, la preocupación por los rituales primarios, la nacionalidad, la sensibilidad feminista y la violencia de género que fue tiempo después la causa de su muerte a los 36 años.

Patricia Guzmán, México

Patricia es una acuarelista mexicana que ha dedicado su vida a retratar las culturas indígenas de su país adentrándose en ellas para entender su esencia y luego así trasladarla a sus obras. Su trabajo ha sido premiado más de 30 veces alrededor del mundo. Guzmán ha afirmado en varias ocasiones que su intención es darle voz a la condición humana por medio de la visibilización de realidades distintas a la nuestra, es por eso que su obra llena de luz y mucha fuerza nos permite experimentar sensaciones y emociones en los ojos de todas las personas que retrata.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *